Qué frutas y verduras comer en febrero – Calendario de temporada

Febrero es el último mes de invierno, por lo que todavía podremos llenar el plato con las frutas y verduras más típicas de esta estación y avanzar algunas de cara a la primavera. Estas son las frutas y verduras comer en febrero - Calendario de temporada. Qué frutas y verduras comer en febrero - Calendario […]
Erenovable.com

Febrero es el último mes de invierno, por lo que todavía podremos llenar el plato con las frutas y verduras más típicas de esta estación y avanzar algunas de cara a la primavera. Estas son las frutas y verduras comer en febrero – Calendario de temporada.

Qué frutas y verduras comer en febrero – Calendario de temporada

Que frutas y verduras comer en febrero calendario de temporada

Solo las frutas y verduras más resistentes están disponibles en febrero, todas ellas propias del invierno, aunque también se comienzan a poder disfrutar de algunas de las frutas de la primavera como las granadas. Aprovechemos además para consumir las frutas de las que se acaba la temporada como la pera, o verduras como las coles de Bruselas cuya temporada finaliza también en este mes.

Si deseas poder ver todo el calendario de temporada al completo, visita este enlace.

Veamos entonces las listas detallas con las que son frutas y verduras para comer en febrero.

Frutas de temporada en febrero

Que frutas y verduras comer en febrero calendario de temporada Maracuyá

  • Manzanas
  • Clementinas
  • Kiwi
  • Limones
  • Naranjas
  • Maracuyá
  • Peras
  • Granadas
  • Fresas

Verduras de temporada en febrero

Que frutas y verduras comer en febrero calendario de temporada Nabo

  • Coles de Bruselas
  • Coliflor
  • Apio
  • Nabo
  • Col Rizada
  • Puerros
  • Hongos (silvestres)
  • Chirivías
  • Patatas
  • Brócoli de brotes morados
  • Ruibarbo
  • Chalotes

A partir de las mencionadas podemos ver con más detalle algunas de estas frutas y verduras de febrero de las que resaltamos sus propiedades.

Fresas

Antes del comienzo de la primavera, las fresas están haciendo un gran regreso. Esta pequeña fruta roja es baja en calorías, por lo que puedes comerla sin moderación. Está cargada de antioxidantes y vitaminas, especialmente vitamina C, para aumentar su inmunidad.

Naranja

En Febrero, las clementinas son cada vez más raras, pero siempre encontrarás naranjas para reemplazarlas. Esta fruta económica está repleta de vitamina C.

Limón

Rico en vitamina C, no dejes el limón a un lado. Te acompaña durante todo el invierno para ayudar a tus defensas inmunológicas frente a infecciones y bacterias.

Maracuyá

Disponible todo el año, pero más presente en invierno, la fruta de la pasión es ideal en caso de resfriado. Te aportará minerales, caroteno, vitamina C y fibra. Si no estás seguro de cómo degustarla, combina muy bien con el yogur.

Manzanas

La temporada de manzanas dura todo el año, pero es en invierno su gran temporada por lo que aprovecha todavía el mes de febrero para comprar esta fruta que está llena de propiedades antioxidantes, diuréticas, además de muchas vitaminas. Esta es además, una fruta de la que se dice que si se come una al día podemos alejar al médico.

Pera

La pera es rica en cobre y antioxidantes. También ayuda a reducir los niveles de colesterol malo. No son quizás tan populares como son las manzanas pero de la misma manera que estas son imprescindibles para acabar de pasar un invierno con la mejor salud.

Nabo

El nabo es una verdura de adopción diaria gracias a sus múltiples aportes nutricionales. Contiene, en particular, minerales, fibras y vitamina C. Este tubérculo está lleno de agua y, por lo tanto, es bajo en calorías.

Puerro

Disponible todo el año, el puerro se encuentra principalmente en invierno en su temporada alta. Se come entero y si no te gusta la parte verde, úsala para hacer sopa o para hacerte también un puré. Rica en fibra, estimula y regula el tránsito intestinal.

Coles de Bruselas

Las coles de Bruselas, así como la col rizada o la coliflor … todas estas verduras crucíferas protegen nuestra salud cardiovascular.

Ruibarbo

Aunque el ruibarbo es una fruta de primavera y permanece hasta el verano, lo cierto es que ya en febrero podemos encontrar los primeros. El ruibarbo es una verdura baja en calorías y rica en calcio. Al ser su pulpa ácida, se come principalmente cocida donde resulta tierna. Utilizado principalmente para postres gourmet en tartas, mermeladas o incluso compotas, también puede acompañar tus sabrosos platos.

También te puede interesar