Escrito por

Mix energético: ejemplos, qué es y en qué consiste

Para satisfacer las necesidades energéticas de los ciudadanos, cada país utiliza los diferentes tipos de energía que se encuentran disponibles, en distintas proporciones. Es lo que técnicamente se conoce como combinación de energía. Aunque estas cifras varían de forma significativa de un país a otro, la realidad es que los combustibles fósiles tienden a dominar la combinación energética en todo el mundo, al representar más del 80 por ciento del total. En este sentido, ¿qué es y qué significa el mix energético?.

Mix energético

El término combinación de energía mix energético se refiere a la combinación de diferentes fuentes de energía primaria utilizadas con el fin de satisfacer las necesidades de energía -o energéticas, a fin de cuentas- en una región geográfica determinada.

Incluye no solo combustibles fósiles (entre los que nos encontramos con el petróleo, el carbón o el gas natural), sino también la energía propiamente nuclear, los desechos no renovables e incluso una amplia variedad de fuentes de energía renovable (biocombustibles, madera, hidroeléctrica, eólica, geotérmica, solar, desechos renovables o biomasa y biogás).

Estas fuentes de energía primaria se utilizan, por ejemplo, para la generación de energía. Y también para muchos otros fines desde un punto de vista puramente energético, como proporcionar el combustible necesario para el transporte, calefacción y refrigeración de edificios tanto residenciales como industriales.

Para cada país o región la composición del mix energético o de la combinación energética depende de una serie de factores, como:

  • La disponibilidad de los recursos utilizables a nivel nacional.
  • La posibilidad de importar estos recursos.
  • La extensión y el tipo de energía.
  • Elecciones de políticas determinadas por factores históricos, económicos, demográficos, sociales, geopolíticos y ambientales.

Estas diferencias, de hecho, pueden apreciarse y observarse fácilmente en las cifras de producción y consumo de cada país o región.

Pongamos el ejemplo de Francia. En el año 2015 la combinación energética de este país estaba compuesta por un 42.5% de energía nuclear, 30.6% de petróleo, 14.2% de gas natural, 3.3% de carbón y 9.4% de energías renovables (y residuos). Mientras que, entre las fuentes de energía renovables primaria, la madera continuaba siendo la más utilizada, por delante de la hidroeléctrica, con un 3.8% de combinación energética.

En Estados Unidos, sin embargo, la combinación energética incluye sobre todo el petróleo (aunque muchos apuntan ya a su fin), que representa el 37% del mix energético. Le sigue el gas natural con un 29%, el carbón con un 15% y la energía nuclear con un 9%.

Eso sí, debemos tener en cuenta algo fundamental: las cifras del mix energético no coinciden con las cifras finales de consumo de energía. Esto es debido a que una porción significativa de energía primaria se suele perder en los distintos procesos de conversión para la generación de la conocida como energía secundaria (la energía producida mediante la conversión de la energía primaria, o energía disponible en su estado natural en el medio ambiente).

Qué es el mix energético

El mix energético y el mix de generación de energía

No debemos confundir el mix energético con el mix de generación de energía, o lo que es lo mismo, la combinación de energía com la combinación de generación de energía.

El mix de generación de energía consiste en el porcentaje de diferentes fuentes de energía (entre las que se encuentran la energía nuclear, los combustibles fósiles, la hidroeléctrica y otros tipos de energías renovables), usadas principalmente para la generación de electricidad.

No tiene en cuenta los distintos problemas relacionados con el uso de la energía utilizada en el transporte, en la vivienda o en los grandes sectores de la industria.

En el año 2014, sin embargo, la proporción de los combustibles fósiles en el mix energético global supuso el 81 por ciento. Aunque, como ocurre con el mix energético, la combinación de generación de energía varía de manera significativa de un país a otro.

En Estados Unidos, por ejemplo, el uso de los combustibles fósiles, tiene una proporción de cas un 68% en la combinación de generación de energía, mientras que en Francia la proporción de la energía nuclear supone un 19.4%.

Por otra parte, en las últimas décadas el crecimiento demográfico registrado en países como China, Brasil o India, unido a su rápida expansión, ha motivado el aumento de la demanda de energía, a pesar de algunas caídas debido a la crisis del petróleo y a la recesión económica en el año 2009.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos

¿Qué es lo que piensas?