Lluvia de Estrellas Leónidas 2020 ¿Cuándo es?

Erenovable.com

Lluvia de Estrellas Leónidas 2020 ¿Cuándo es?. Dentro del Calendario de lluvias de estrellas 2020, la de las Leónidas destaca por ser una de las más importantes que vamos a poder ver antes de que se acabe el año. Una lluvia de estrellas que se produce en el mes de noviembre y de la que os ofrecemos ahora toda la información.

Cuándo ver la lluvia de Leónidas 2020

Noviembre trae un aumento en la actividad de meteoritos que es probable que observemos desde España. En la primera parte del mes, las 2 lluvias de estrellas de las Taurid están con nosotros, aunque por lo general no producen espectaculares exhibiciones de meteoros, de modo que es mejor esperar a las Leónidas que se producen entre el 6 y 30 de noviembre, con un pico de actividad que se da en la noche del 17 y 18 de noviembre llegando a ver una  tasa de entre 15 y 20 meteoros por hora.

Las Leónidas se caracterizan por dejar rastros y senderos breves, que pueden ser visibles durante varios segundos o como mucho un minuto, de modo que para poder ver este espectáculo en el cielo, debes saber cuál es el mejor momento para ver la lluvia de las Leónidas 2020 y dónde verlas.

El mejor momento para ver la lluvia de Leónidas 2020

El mejor momento para ver la lluvia de Leónidas 2020 será entre la medianoche y las 5:30 de la madrugada del 18 de noviembre, mientras la Tierra realiza un viaje de 400,000 millas a través de la nube de partículas que fueron expulsadas del núcleo del cometa Tempel-Tuttle en el año 1567.

Las partículas más grandes, hasta el tamaño de un guijarro, pueden producir meteoros brillantes conocidos como bolas de fuego, que rivalizan en la luminosidad con las estrellas y planetas más brillantes y, en raras ocasiones, incluso la Luna. Las Leónidas viajan a velocidades muy altas a través de nuestra atmósfera, hasta 162,000 millas por hora, y algunas pueden dejar rastros brillantes de átomos ionizados que producen trenes que pueden durar muchos segundos o incluso minutos.

Las mañanas antes y después del pico también pueden producir algunos meteoros visibles.

El radiante de las Leónidas (el punto de perspectiva desde el cual parece que se originan todos los meteoros) está dentro de la llamada Hoz de Leo; un patrón de estrellas de interrogación hacia atrás que describe la cabeza y la melena de la constelación Leo, el León (la estrella más brillante de la constelación, Regulus, constituye el punto del signo de interrogación). Por eso los meteoros son conocidos como las Leónidas. Los observadores de toda España pueden experimentar un buen espectáculo de Leonid con meteoritos destellando cada pocos minutos. Las Leónidas producen un promedio de 15 a 30 meteoros por hora, pero pueden variar de un año a otro.

Dónde ver la lluvia de Leónidas 2020

Para ver los meteoros de las Leónidas, el cielo debe estar despejado y tu sitio de observación seleccionado debe estar preferentemente libre de contaminación lumínica; ¡Cuanto menos luz, más meteoros se verán!. Como hemos señalado la lluvia de estrellas de las Leónidas ocurren en las horas posteriores a la medianoche. Por lo tanto, no tiene sentido comenzar tu observación mucho antes. Se además consciente de que puede hacer muy frío a mediados de noviembre, así que asegúrate de usar varias capas de ropa de abrigo.

Para una observación cómoda, usa una silla reclinable o colócate en un saco de dormir adecuado o debajo de varias mantas. Mientras observa, no fije la vista en una estrella en particular, sino que explora el área del cielo desde el noroeste hacia el este. Mire pacientemente a través de una amplia área del cielo y espere a que aparezca una estrella fugaz.

No olvides además acostumbrar tu ojo a la oscuridad de la noche. Para ello debes mirar al cielo y esperar entre 20 y 30 minutos antes de poder ver claramente el cielo estrellado.

Por qué se produce la lluvia de Leónidas

Las Leónidas son causadas por la basura cósmica. Puede que no suene bien, pero esto se traduce en que se trata de la oportunidad de poder ver un buen espectáculo del cielo. Los meteoros son producidos por partículas que se desprenden del cometa Tempel-Tuttle cada vez que pasa cerca del Sol durante su viaje orbital de aproximadamente 33 años. Detrás del cometa hay un rastro sucio de partículas de polvo muy pequeñas, generalmente de menos de 1 milímetro de tamaño y que orbitan alrededor del Sol. A medida que las partículas entran en la atmósfera de la Tierra, se evaporan en unos pocos segundos a altitudes de aproximadamente 96.56064kph sobre nuestras cabezas.

Siendo habitualmente una lluvia de meteoritos confiable y tranquila, cada 33 años aproximadamente, la órbita de la Tierra en relación con el camino del cometa Temple-Tuttle significa que la Tierra pasa a través de las partes más densas de los restos del cometa que siguen la órbita del cometa. Los años 1998-2001 fueron identificados hace años como cuando la lluvia de meteoros de las Leónidas fue más espectacular. Hubo algunas exhibiciones bastante espectaculares en 1933 y 1966. Así que es posible que tengamos que esperar hasta principios de los 2030 para la próxima exhibición espectacular.

Por último señalar como las antiguas crónicas contienen referencias a tormentas de meteoros de Leónidas pasadas al siglo X dC. La tormenta de meteoros de 1833 fue tan espectacular que todos, desde Abraham Lincoln hasta Frederick Douglas, reflexionaron sobre esto más adelante en la vida.

“[Es] … fue también el año de ese extraño fenómeno cuando los cielos parecían a punto de despegarse de su tren estrellado”, recordó Douglas en su autobiografía de 1881. “Fui testigo de este maravilloso espectáculo y me quedé impresionado. El aire parecía lleno de brillantes mensajeros descendentes del cielo. Era casi de madrugada cuando vi esta escena sublime …”

De hecho, ese acontecimiento se conoce también como el artífice para la astronomía comenzara a estudiar y fijarse en el fenómeno de las lluvias de estrellas, de modo que si deseas poder ver las Leónidas no desesperes y siempre tómate tu tiempo para mirar hacia arriba. Nunca sabes realmente si este será el año en el que de nuevo veamos todo un espectáculo sobre nuestras cabezas.

0.00 - 0 Votos