Jardines verticales y cubiertas verdes en Valencia
0 votos

Jardines verticales y cubiertas verdes en Valencia

La arquitectura sostenible de nuevas edificaciones no es la única solución para aprovechar al máximo las energías renovables, también hay otras estrategias ecológicas que se pueden poner en marcha. El Ayuntamiento de Valencia (España) se ha puesto las pilas con una iniciativa totalmente innovadora en materia mediombiental para combatir el temido cambio climático; la utilización de espacios que hasta ahora no tenían otra función que la de actuar de techo de los edificios públicos . Para ello se instalarían jardines y zonas verdes en las alturas de la ciudad, aprovechando espacios y creando multitud de nuevas zonas verdes. Esperemos que sirva de ejemplo para otras comunidades autónomas esta innovación, mediante la cual se instalarían jardines verticales sobre los edificios municipales.

La iniciativa ha nacido en la Concejalía de Calidad Medioambiental, Energías Renovables, Cambio Climático y Ciclo Integral del Agua. La concejala delegada de esta área, María Àngels Ramón-Llin afirma su convencimiento en que apostar por cubiertas verdes es hacerlo también por la protección del medio ambiente.

Este tipo de iniciativa supone un gran beneficio para la salud (al aumentar el número de zonas verdes) y mejoraría otros factores como el efecto “Isla de Calor” (acumulación de calor por los materiales predominantes en la ciudad que consiste en la dificultad de la disipación del calor durante las horas nocturnas  cuando las áreas no urbanas, se enfrían notablemente por la falta de acumulación de calor) tan propio de las grandes ciudades.

Pero no sólo eso, los  jardines verticales y las cubiertas verdes además, mejoran el rendimiento energético del edificio, el cual consumiría menos electricidad al necesitar menos sistemas de regulación de temperatura (calefacción y aire acondicionado), ya que estas paredes y cubiertas vegetales disminuyen hasta 5 u 8 grados la temperatura interior de un edificio en verano y la mantienen constante en invierno. También actúan  como sumideros de CO2 liberando oxígeno.

Por otro lado no hay que olvidar que un metro cuadrado de cobertura vegetal óptima produce el oxígeno que necesita una persona durante un año y atrapa 130 gramos de polvo anuales y una fachada de unos 60 metros cuadrados, filtra 40 toneladas de gases nocivos cada año y hasta 15 kilos de metales pesados.

Por supuesto también hay unos beneficios estéticos en este nuevo modelo de jardinería que saltan a la vista y una aplicación de espacios para ello que ahora mismo podríamos considerar “muertos”, puesto que no tienen otra utilización en la actualidad.

En lo que respecta al interiorismo, este modelo de jardín vertical es cada vez más demandado y poco a poco se va convirtiendo en una solución óptima para la jardinería.

En definitiva, las cubiertas verdes y los jardines verticales son una alternativa muy interesante para convertir nuestras ciudades en sitios mucho más saludables, potenciar un ahorro energético importante y además, son una respuesta estética que sin duda es muy acertada, que no requiere de nuevas edificaciones ni de una inversión económica excesiva, por lo que es una medida bastante razonable que dotaría de “pulmones” a muchas zonas en las que realmente es cada vez más necesario.


Imágenes: interempresas.net  decocasa.com

Deja tu comentario

XHTML: Puedes usar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

2 Comentarios

    • cristina dijo...

      Hola Lorena. Lo primero gracias por tu interés. Estos jardines verticales suelen tener un depósito de agua y su riego se realiza por un sistema de goteo, pero la cantidad de agua depende de muchos factores: tipo de plantas, localización del jardín o cubierta, etc. Un saludo.

      Responder