Escrito por Tendenzias

Energía Hidráulica

Desde tiempos muy remotos, se ha visto como la movilidad de corrientes de agua puede ser muy útil a la hora de obtención de energía, sea para empujar las aspas de un molino, como más adelante la obtención de energía eléctrica, mediante el movimiento de turbinas en las denominadas centrales hidroeléctricas, con las maravillosas construcciones de represas.

Bautizada como Energía Hidráulica, y pasándolo a conceptos físicos, es la transformación de la Energía Cinética y la Energía Potencial que se obtienen de la corriente de agua o de los saltos de agua, o bien de la acumulación de agua mediante represas y la posterior liberación de una mínima parte, cuya corriente hace mover las turbinas que van directamente conectadas a un generador de energía eléctrica.

Ventajas

La principal ventaja que debemos considerar es que se trata de una energía limpia, renovable, y que no genera un mayor impacto ambiental, sobre todo en aquellas regiones donde las condiciones orográficas sean favorables a la construcción de una represa, sobre todo donde existe un gran caudal de desniveles en los ríos, o suele haber lluvias frecuentes.

  • Ventajas económicas: Si bien requieren una gran inversión inicial para la construcción de las represas, representan en un largo plazo un notable ahorro económico en comparación a aquellas plantas de energía eléctrica que funcionan mediante la quema de combustibles fósiles, lo que deriva en la no necesidad de importaciones para su funcionamiento.
  • Las represas tienen una vida útil que puede alcanzar hasta los 100 años, sumado a que su mantenimiento es prácticamente bajo
  • No requieren el empleo de mucho personal, ya que la mayoría de su funcionamiento es automático y se da en forma natural
  • En su funcionamiento no producen dióxido de carbono. Sí lo hacen en el momento de su construcción, aunque la cantidad es muy baja.

Desventajas

  • La principal ventaja, y una de las más criticadas, es que si no se toman las medidas adecuadas, se puede generar una fuerte destrucción de ecosistemas acuáticos, algo que es descuidado a la hora de construirlas, sobre todo en lo que respecta a diseño, resultando como una especie de trampa para los peces.
  • Erosión de los ríos, causada porque el agua saliente de las represas (que ha servido para mover las turbinas) no contiene sedimentos y por ende, se moviliza erosionando las márgenes.
  • La alteración de los ríos causada por una mala creación de embalses puede derivar en inundaciones en poblaciones linderas que incluso podrían hacer perder tierras fértiles.

erenovable.com

Newsletter