Escrito por Tendenzias

Como enseñar a reciclar a los niños

Es evidente que si queremos un futuro mejor para nuestros hijos, también debemos educarlos para que sean respetuosos con el medio ambiente y para que realicen acciones tan importantes como es reciclar. Si desde pequeños los acostumbramos a hacerlo, de mayores lo habrán convertido en un hábito más de su rutina, favoreciendo de este modo su aplicación y viendo como algo natural el hecho de reciclar los residuos. Pero ¿Cómo podemos enseñar a reciclar a los niños? Lo más importante es hacerlos participar de ello como si de un divertido juego se tratase.

Los niños tienen una gran capacidad de aprendizaje, sobre todo cuando les presentamos el contenido de un modo atractivo, como un juego o cuento. Así, para acostumbrarlos a reciclar o a realizar cualquier tarea beneficiosa, hemos de presentárselo como algo divertido de lo que pueden formar parte, evitando que lo vean como una obligación. A partir de los 3 años, ya pueden aprender, teniendo siempre en cuenta que el ejemplo de los cuidadores es, como en todo, el factor más importante.

Para desarrollar la conciencia ecologista de los más pequeños podemos aplicar diferentes juegos, por ejemplo podemos dibujar con ellos los cuatro tipos de contenedores diferentes que hay: el de papel y cartón (azul), el indicado para cristal (verde), en el que debemos introducir plástico, latas y bricks (amarillo) y por último el de residuos orgánicos (naranja). Una vez realizado estos dibujos, hay diferentes posibilidades. Podemos dibujar varios objetos y pegarlos en el lugar indicado (por ejemplo, una botella de crital que podríamos sobre el contenedor verde o una piel de plátano que podríamos sobre el contenedor naranja), o simplemente pedirles que hagan una lista de cosas que irían en cada uno de los contenedores y lo escriban encima. Este collage se puede colocar en un lugar visible de la cocina para que ellos puedan ir memorizando los lugares adecuados para cada desecho, e incluso ir añadiendo recortes, más dibujos o más palabras, en el lugar indicado.

Otra manera de inculcarles los conocimientos necesarios para reciclar, es ir repasando con ellos de qué están hechas las cosas, tratando de aumentar paulatinamente el nivel de dificultad. Empezaríamos con algo sencillo, como un sobre de pasta para cocinar, e iríamos complicándolo poco a poco con diferentes objetos. Para que puedan memorizarlo, es una buena idea que dibujen el objeto en cuestión y luego las partes en las que se divide: en el ejemplo anterior tendríamos el envoltorio del sobre de pasta, que iría a los residuos de plástico (contenedor amarillo) y la pasta en sí, que iría al orgánico.

Por último, no debemos descartar la estrategia del cuento, ya que siempre suele resultar efectivo. Explicarles de un modo ameno y paciente, los motivos por los que resulta necesario reciclar, siempre es una buena idea, sobre todo si lo hacemos en forma de cuento, una narración mucho más aceptada por ellos, en la cual la princesa siempre recicla y el caballero le ayuda en su tarea, pues es algo muy importante para el futuro del reino.

Imágenes: educarpegarvolar.com  colorearyaprender.com  tiniamichoco.blogspot.com

erenovable.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos